sábado, 18 de noviembre de 2017

¡Hereda como puedas! - edición Halloween (ActionHouse)

31 de octubre, Halloween, la noche más terrorífica del año y nosotros no teníamos ningún plan especial. ActionHouse llevaba cinco días celebrando un evento para el cual ya era imposible conseguir entradas. Y entonces publican en Facebook que a un grupo le sobran dos pases. Prácticamente no había nada de información sobre el juego y nadie que ya hubiese ido soltaba prenda pero… ¡es ActionHouse! Así que dos minutos más tarde ya habíamos acordado con el grupo dónde nos veríamos para entrar juntos a la sala.

Hereda como puedas es un juego en vivo para 18 personas en el que tres familias compiten por conseguir hacerse con la fortuna que doña Fortunata Tocateja ha dejado tras su muerte. Como ellos mismos señalan en su web, se trata de un juego en vivo competitivo, inspirado en los juegos de escape pero con un especial énfasis en la historia, la competición y la interacción con actores.

El juego se basa en conseguir heredar la mayor cantidad de dinero a toda costa. Fortunata ha esparcido su fortuna en forma de fajos de billetes, cheques y otros objetos de valor por toda la casa y los jugadores deben conseguir acumular todo lo que puedan, para lo cual podrán utilizar todos los recursos que se les ocurran. Para ello disponen de 2 horas antes de que tenga lugar el gran final.

Es ActionHouse y, como no podía ser de otra forma, destaca por la increíble inmersión desde el momento 0 (o incluso -1, cuando ves el cartel en la “discreta” puerta morada). Se utiliza todo el local de la empresa, que está ambientado como si fuese una gran mansión (pero no os preocupéis! cambian todo lo suficiente como para que no descubráis nada de sus juegos habituales si aún no los habéis hecho). La ambientación es más que correcta y guarda, si consigues llegar a ellos, varios “secretos” muy originales e inesperados.

Los puzles y códigos están repartidos por toda la casa y rara vez podréis resolver uno sin tener que entrar en varias estancias teniendo que revisar y tener en mente varios elementos a la vez.

El juego se desarrolla de una forma bastante realista; todas las familias son libres de hacer “lo que quieran” (siempre respetando las normas básicas y siempre que consigas que los actores te lo permitan) y vagar por la casa a sus anchas, así que no es raro que se te adelanten en la resolución de un código o que consigan abrir un candado justo delante de tus narices.

Hay tres actores que están presentes en todo momento del juego y la historia. Cada uno de ellos es el punto de referencia y ayuda para una familia y, a la vez, es la piedra angular de una parte de la trama y un camino que se puede llegar a abrir en la aventura para aquellos que sepan cómo.

Realmente, es más bien una simbiosis entre escape room y role playing, siendo este último un factor que recomendamos explotéis al máximo para tener la mejor experiencia posible. Los actores están más que dispuestos a interactuar contigo, cada uno con una personalidad e historia totalmente diferente. Saber cómo tratarlos en el momento justo puede que te ayude en tu misión, aunque no prometemos que si la cagas no puedas acabar perjudicado, algunos  tienen muy malas pulgas ;)

Ante el aparente caos inicial (nadie sabe muy bien qué hacer o por dónde empezar) todo está súper bien hilado, controlado y pensado. Han sabido introducir y aprovechar elementos a lo largo del juego que provocan giros inesperados y le dan muchísimo dinamismo. En ActionHouse nada es lo que parece y tu misión y trabajo puede cambiar en un suspiro. Los actores se guardan un as bajo la manga para romper todos los esquemas y conseguir que el juego cobre un nuevo sentido.

La forma en que lo tienen pensado y los distintos caminos que puedes ir abriendo a lo largo del juego consiguen que cada persona pueda vivir una experiencia totalmente personalizada y diferente a la del resto. Dependiendo de en qué te centres más disfrutarás de unas cosas o de otras. Estos diferentes caminos hacen que cualquier persona pueda disfrutar del juego, independientemente de su experiencia en escapes, su timidez… cada uno sigue el camino que prefiera y más se adapte a él.

Tras dos horas y pico de juego acabamos agotados y super emocionados, no podíamos parar de hablar de lo que habíamos vivido cada uno. Hay momentos de tensión, confusión, competición, diversión, locura... en una mezcla de experiencias que recuerdan a juegos como el Cluedo o la Herencia de Tía Ágata.


En conclusión, es un juego muy recomendable, muy divertido y con una experiencia totalmente personalizada. Aunque no es obligatorio, recomendamos ir con predisposición a interactuar con los actores y otros jugadores. No es una sala de escape al uso, pero los juegos y objetivo final sí que llevan el concepto de una escape integrado. Recomendable para todo tipo de jugadores, aunque posiblemente los más pequeños no puedan sacarle todo el partido.

La próxima edición está pensada para el mes de enero y será en su versión original, dejando un poco de lado la temática de Halloween. Sea como sea seguro que, como todo lo que hacen estos chicos, será igualmente recomendable y genial J



No hay comentarios:

Publicar un comentario